23.2.11

Oporto 0-1 Sevilla: cuando la épica no basta

Ante un Oporto feroz, motivado, ordenado, valiente, incisivo, correoso, luchador, infatigable, bravo, oportunista, enchufado, veloz, preciso, orgulloso, serio e inteligente, el Sevilla de Manzano volvió a mostrar sus habituales carencias. Búsquense los antónimos de la serie de adjetivos con los que se adornó al equipo portugués y aparecerá la fórmula de juego con la que venimos exhibiéndonos por esos campos de fútbol desde hace mucho, demasiado tiempo. Desilusión mayúscula. Errores garrafales del entrenador -mantener a Alexis con una amarilla después de que se quedara el Oporto con diez es de juzgado de guardia- y de los que hacen los fichajes de jugadores que no sienten los colores. Creímos, una vez más, que con la épica íbamos a hacer la machada. Ni machada, ni Machado, aquel trueno vestido de nazareno... ¡Qué Sevilla, por Tutatis, qué Sevilla tenemos!

8 comentarios:

Marta dijo...

Mi opiniòn es que el Sevilla que hemos visto hoy es lo máximo que podemos ver, así que éste es el nivel que damos y el que nos debe garantizar quedarnos en la 7a plaza.

Negredo, cuántos fallos se comenten en tu nombre...

Jesús VF dijo...

Bien, a ver si nos animamos a escribir, no?, que es terapeútico... Coincido en los fallos estratégigos de Manzano (lo de mantener a Alexis es de juzgado de guardia), pero tampoco vamos a rasgarnos la vestiduras porque nos elimine un Oporto (líder destacado en Portugal) por el gol average.

La temporada no es buena por el menguado rendimiento en Liga hasta el momento, pero no porque nos deje fuera el Madrid en semifinales de la Copa como he oído hoy en distintos medios de comunicación (y cómo lo hizo por otra parte). Los sorteos en la UEFA tampoco han sido muy favorables, y así como eliminamos al Dormundt por los pelos (también líder de la Liga alemana), las desaplicaciones de esta eliminatoria en la ida nos han dejado hoy fuera, pero eso es el fútbol o no? (si no sería baloncesto que es otra historia).

Y otras reflexiones finales: apostamos teóricamente por la cantera, pero nos da miedo que juegue Javi Varas (creo que hoy ha demostrado que merece oportunidades); y desde luego pienso que hemos perdido el Norte. Ayer oí cantar el gol del Madrid en Lyón (en octavos de la Champions!), en pleno centro de Sevilla, una prueba más de la creciente bipolaridad del fútbol español (como lo de borrar a un jugador del Bilbao para "desmostrar" un fuera de juego del BarÇa en AS o admitirle a Florentino su comportamiento en plan suporter en un palco). Mientras esto siga así la clase media del fútbol español (a la que aspira a incoprorarseel SFC) no tiene nada que hacer para ganar una Liga (que es lo que en el fondo a todos los sevillistas nos reconcome), y como eso no lo asumimos, a pesar de los 6 títulos, estamos frustados.

El sábado máxima dificultad ante el Patético: descansado, jugamos a allí, la prensa madrileña prepara el partido picando Quique (no quiero ni pensar que sea cierta su "candidatura" a la banquillo sevillista, pues su antipatía, por razones paternas, a nuestro equipo son conocidas). Mi opinión es que si al final de la temporada alcanzamos la UEFA podemos darnos por satisfechos, sobre todo por los malos fichajes en defensa y si tenemos en cuenta que los "históricos" que nos quedan (Palop, Kanouté e incluso Fabiano) están ya, por su edad, en su punto de inflexión definitivo. Pero, bueno, esto es tan válido como los que creen que tenemos que ganar Liga, Copa, Champions y todo lo que nos echen por delante (cada uno pone el nivel donde lo considera oportuno).

Ah!, y que conste que me ha jodido bastante que Perotti no llegara al centro de Jesús Navas... ;-)

Socio 74 dijo...

Con toda seguridad, otro gallo hubiera cantado si a lo largo del partido hubiéramos jugado con el convencimiento con que lo hicimos en los últimos veintitrés minutos de la segunda parte.

No entiendo la no salida de ininio de Medel que le da equilibrio al mediocampo o la alineación de Alexis, un jugador que no está en forma y menos para competir.

Estuvimos demasiados minutos en el limbo, sin fe y con pocos argumentos y el Oporto controlando el partido sin tener que emplearse a fondo. La defensa era un flan, y eso que Fazio para mi gusto, rayó a gran altura y que Sergio Sánchez se esforzaba en un puesto que no es el suyo, y que demuestra las carencias en el lateral derecho sin Konko ya en el equipo y con el correcto, sin más, Dabo.

El centro del campo con Zokora en la primera parte jugaba alocado y sin control, y arrastraba demasiado la posición de los centrales.

Sin duda se mejoró en la segunda parte con la entrada de Medel, Rakitic incluso se vio mejor arropado para lanzar balones y recobramos en mediocampo. Mejoraron las bandas con Perotti y Navas, lástima el balón de Navas que no salió preciso de sus botas para que el argentino rematara a puerta vacía y convirtiera el 0-2.

Me gustó Negredo y Kanouté: excepcional el control y pase de Negredo en el gol de Luis Fabiano.

Lástima que cuando ellos se quedaron con diez y nos fuimos arriba, nos duró poco la alegría con la expulsión previsible de Alexis.

Mención especial para Javi Varas, con intervenciones de mérito y muy seguro bajo los palos, sin duda, tenemos un magnífico portero.

No pudo ser, y la Europa Ligue queda atrás. Victoria, por desgracia, que no sirve para nada. Ahora a centrarse en la liga, y a poner toda la carne en le asador para repetir competición europea.

Ahora ya no es necesario rotar tanto y si poner a los mejores. Que entrenador y jugadores se pongan las pilas.

Un cordial saludo sevillista a todos y ahora más que nunca Sevilla F.C.

Socio nº 1 dijo...

Estoy de acuerdo con Marta y también con Jesús. Hemos dado, creo que definitivamente, el nivel máximo de lo que llevamos dentro. Ahora me acuerdo del anuncio televisivo de Pep Guardiola: si lo llevas dentro, lo sientes, sácalo. Bueno, pues lo que lleva dentro el Sevilla es "cero pelotero". Los jugadores no se entienden entre ellos, no son cómplices, no disfrutan jugando, no saben dónde pasar la pelota, no saben situarse en el terreno de juego, no encaran, no juegan hacia delante, no son valientes, no están comprometidos con la victoria. Juegan medio tiempo. Ayer echaron cojones después del gol de Fabiano, cuando quedaba un cuarto de hora. Jesús, el Sevilla perdió la eliminatoria en el Pizjuán, lo del golaverage no nos sirve como consuelo, porque ayer Javi Varas paró cuatro balones de gol cantado. Nos pudimos traer de Oporto una manita. Ayer sólo puso casta el equipo portugués. Y los seis títulos se han ganado por la casta. Y la casta se ha acabado hace tres años en este Sevilla. Y ni Jiménez, ni Alvarez, ni Manzano han podido arreglar este problema. Manzano es tan malo como Jiménez y Alvarez juntos. Y quien se equivoca, y lo lleva haciendo tres años consecutivos, es el responsable de fichar a los entrenadores. Y además, ahora, la amenaza de que venga el Sr. Sánchez Flores. NO, NO y NO, como suele decir Pedro Rodríguez. Yo tengo la sensación de estafa moral con este Sevilla. Este Sevilla es una enorme mentira, desde arriba hasta abajo. Y creo que es mi obligación de aficionado viejo, muy viejo, porque soy sevillista desde que nací, quejarme. Porque cuando el equipo gana títulos, la Directiva y los jugadores son unos fuera de serie y unos genios, pero cuando pintan bastos, como desde hace tres años, resulta que la culpa es de los aficionados que no apoyan al equipo y a las estructuras del club y son unos resultadistas y sólo sienten sus colores cuando entra la pelotita y bla, bla, bla. Bueno, pues contra el bla, bla, bla, yo digo NO, NO y NO. Ya está bien. Como dicen los Biris, "y pobre del que quiera robarnos la ilusión". Ya no aguanto lecciones de nadie del club.

El hermano del nº 12 dijo...

Pues yo también estoy de acuerdo con Marta, con Jesús, con el nº 74 y con el nº1. Se nota el gran nivel de opinión de este foro.

Pero yo quisiera añadir a todo lo dicho, que el Sevilla ahora mismo es una casa sin control. En lo deportivo la temporada es un fracaso y lo que es peor en lo institucional echando balones fuera y culpando a los aficionados.

Por cierto: ¿quien para las declaraciones recientes de Luis Fabiano que no ayudan precisamente ni al vestuario ni a la institución?

En lo que habláis de Quique Sánchez Flores, yo que vivo en Madrid, es otro invento de la prensa mediática madrileña. No olvidéis el Sábado; Sevilla-Patético de Madrid.

Desde Madrid Saludos muy sevillistas.

Socio 74 dijo...

Una vez eliminados de la Liga Europa, toca poner los cinco sentidos en la liga y que cuerpo técnico y jugadores se conciencien en lograr el objetivo de volver a meter al equipo en Europa.

No me gustan las declaraciones tuiteras de Luis Fabiano, y bien harían desde el seno del club en darle una cariñosa colleja para que no meta más la pata:declaraciones reiteradas como esa en plena temporda no hacen bien al grupo y distraen.

Por otra parte, se ha dado rienda suelta a la rumorología periodística sobre el posible técnico para la próxima temporada dado que parece improbable que Manzano meta al equipo en la máxima competición continental y su mano se ha mostrado en contadísimas ocasiones en la dinámica del equipo, por lo que en buena lógica lo más probable y acertado sería que no continuase.Eso es lo que nos espera hasta el final de temporada y ojalá que no se hable de ello en tan repetidas ocasiones, porque será señal de que el Sevilla gana. En mi opinión, seguramente a fecha de hoy, ni en la planta noble sepan quién va a dirigir al Sevilla de la próxima temporada, por lo que de Quique Sánchez Flores-fue socio del Sevilla en la temporada 1978-1979-es tan sólo un rumor más.

Concentración, compromiso y hambre de victoria es lo que deben dar los nuestros, incluido entrenador, al que le daría la recomendación de poner siempre a los mejores, sobre todo ahora que no tiene por qué rotar tanto.

Un cordial saludo sevillista y ánimo a todo el foro.

Paco Carreño dijo...

¿qué mas para añadir?

Pues algo que creo se le ha olvidado a todos, y lo escribo con mayúsculas.

LA ELIMINATORIA LA PERDIÓ MANZANO.

El otro día hablé de la cantera, pues bien, ya llegan rumores de que Bernardo ha fichado por el Valencia.

¿qué bien no? El Valencia nos manda con un lazo y cinco millones del ala a su quinto central, nosotros largamos a Cala y no contamos con Bernardo, y el Valencia se lleva la temporada siguiente gratis a Bernardo, una vez que ha demostrado en el Sevilla Atco que puede ser un gran jugador.

Eso es cuidar la cantera.

ja-ja y ja

Lo único que nos falta es que encima nos digan el año que viene que se mantienen los precios de los abonos. Porque si es así, pienso que seremos unos diez mil los que no renovamos.

En cuanto a lo Quique, no me lo creo, pero si es así, de Guatemala nos metemos en Guatepeor. Otro que no cuenta con la cantera.

Otra razón para no renovar el abono

Un saludo al foro

Anónimo dijo...

Pasados algún que otro día tras la eliminación, no nos queda más que intentar apoyar al equipo en la única competición que nos queda, pero no se olvide a cambio de una contraprestación, es decir que el equipo a su vez nos ilusione, porque de nada vale partirse las manos haciendo palmas, cuando los jugadores no responden.Mi mayor decepción, Manzano, no me ha demostrado personalidad alguna, pensaba que un entrenador que viniese de fuera se comportaría de manera más osada y nos hemos encontrado más de los mismo.Por otra parte, lo fácil hoy en día es dale palos al entrenador, que los merece, al Secretario técnico que también y mucho,pero no se nos olvide que el máximo responsable es el Consejo y su Presidente.Ya cuando Jiménez comenté que no era el único que debia tomar la puerta trasera, se optó por lo previsible y siguió el cuadro flamenco y tuvieron nada menos que cerca de tres meses para gestionar lo necesario, pero...,se optó por la solución más económica y así nos fue.Como dice Marta este es el nivel del equipo, por lo menos en estas manos, en las de otro y siendo optimista podría estar un poquito mejor, pero no nos equivoquemos, el pasito atrás no ha sido uno sino varios y nuestra "grandeur" parece que quedará aparcada en un armario por mucho tiempo, salvo milagro que lo remedie.
Recibid un fraternal abrazo de Disciplinanate